Ese día

No recuerdo lo que vestías la última vez que te vi. Hay tantas cosas que no recuerdo...

No recuerdo cómo llevabas el pelo. Sí, tuvimos conversaciones, y me consta de cómo deberías llevarlo entonces, pero no recuerdo cómo se veía ese día, en ese momento.

Temo que, por momentos, no recuerdo el sonido de tu voz, y tampoco recuerdo las últimas palabras que nos dijimos frente a frente.

Recuerdo, sí, los últimos besos. Siento todavía en el cuerpo el temor de que lo fueran, esa sensación de finalidad.

Recuerdo que había algo en tu mirada, un dejo de tristeza o nostalgia. Tal vez, lo que veía en tus ojos, era el reflejo de los míos.

¿Sabés qué otra cosa recuerdo? Ese día no me di vuelta cuando nos alejamos, sólo cuando ya no estabas, me di cuenta que no te había mirado. Esa vez, quizás por temor, quizás por aturdimiento, o por el peso de la carga de tu mirada, no te vi alejarte.

Ahora que lo pienso, probablemente fuera eso... no quise verte alejándote de mí.

Comentarios

FeR dijo…
Ay!
Me puede parecer re lindo aunque sea triste, no?
Lleno de sentimiento. Me gustó.
Besotes
Peter Parker dijo…
Un postema lleno de sentimiento y cargado de esa sabiduría que nace de la tristesa.

Ese día. Tal vez ese casamiento en el interior, tal vez esa noche de alcohol, tal vez... no lo recuerdo.


P.D.: Perdón Martín, no me había dado cuenta de que estaba este post. En mi blog-roll siempre me llaman la atención los post con "fotito", pero cuando son solo texto, no resaltan.
Martín dijo…
Fer: claro que algo te puede parecer re lindo y triste a la vez... :D

Gracias por el comentario :$

Besotes

Peter: sí, la tristeza tiene esas cosas....

Todo bien, mal yo que reclamé (como si hubiera obligación), pero es que el comment de fer se sentía tan solo...
Peter Parker dijo…
Veo que aún seguís triste...

P.D.: Entre amigos no hay obligaciones escritas, pero siempre existe el apoyo hacia nuestros respectivos blogs. El que estuvo mal fui yo que no me percaté de tu nuevo post.
Mari Z dijo…
La felicidad llega a pedacitos y uno no se da cuenta hasta que se va... aunque todo vuelve... es cuestión de tener paciencia y esperar que llegue...

Entradas populares