jueves, julio 29, 2010

The Wizarding World of Harry Potter


Existe un lugar mágico, que debería estar por allá por Escocia, en el norte del Reino Unido, y, sin embargo, uno lo encuentra entre un "continente perdido" y un parque de dinosaurios, ambos en el medio de la península de la Florida.

Supongo que esa extraña ubicación, obedecerá a alguna regla mágica no muy clara para un pobre muggle como yo.

Allí, dando la vuelta tras "El octavo viaje de Sinbad", aparece un portal que reza "Please respect the spell limits". Tras él, un mundo maravilloso, una tierra que puedo intentar describir, pero a la que sé, no le podré nunca hacer justicia.

The Wizarding World of Harry Potter es ese lugar al que todo fan de HP puede considerar su Meca. No hay nada que se le compare, no hay otro lugar en el mundo que represente de manera tan cabal, todo eso que J.K. Rowling un día imaginó.

La calle principal de Hogsmeade, con sus techos nevados (a pesar de los 30 y pico de grados de calor) invita a descubrir todos y cada uno de sus detalles (y puede que uno nunca termine de hacerlo). En cada vidriera hay un poco de magia, desde calderos que se revuelven a sí mismos hasta howlers y plumas que escriben solas.

Honeydukes está llena de golosinas de todas formas y colores, desde ranas de chocolate a Bertie Botts Every Flavor Beans. Conectando con ésta, Zonko's, llena de regalos de todo tipo.

Dervish & Banges es donde uno va a buscar la ropa de mago, las bufandas de las diferentes casas (la mía es de Ravenclaw), y al lado, una filial de Ollivander's, donde la varita elige al mago.

En los baños se escucha la voz de Moaning Mirtle, quejándose, vaya uno a saber de qué esta vez. Y en las calles, la música de John Williams...

Obviamente, quién no quisiera tomarse una butterbeer en The Three Broomsticks, o tal vez en The Hog's Head...

Entrando a los terrenos circundantes al castillo, está la casa de Hagrid, y su voz resuena en el borde del bosque prohibido. Desde dentro de la casa, los ladridos de Fang se hacen sentir.

Y allí aparece Hogwarts, en toda su magnificencia. Para nosotros, muggles, poder recorrer sus pasillos, es una experiencia asombrosa. Por allí podrá uno encontrarse con la entrada al salón de pociones (en los calabozos, por supuesto) y un espejo con la siguiente inscripción: "erised stra ehru oyt ube cafru oyt on wohsi". Yo me vi a mí mismo en Hogwarts. Quizá la magia sí funciona.

Un vistazo al common room de Gryffindor, los retratos hablando entre sí (y discutiendo), un paseo por la oficina del director, un pensadero rodeado de espejos, y la presencia de Dumbledore, hablando desde el balcón.

De allí al salón de DADA, donde el trío aparece mágicamente por debajo de una capa de invisibilidad. Están allí, se ven a unos metros de donde uno los mira, fascinado.

Al final del recorrido, un sombrero, hábil declarante, te da unas instrucciones, y te manda en un viaje impresionante, absolutamente envolvente y sí, por qué no decirlo, mágico.

Por un momento, uno puede olvidarse del mundo real. Aquí existen el quidditch y el Tri-Wizard Tournament, los relojes marcan "late" y "on time", el conductor del Hogwarts Express encuentra fascinante que la gente utilice celulares y pantallas luminosas, se muestra contento de conversar con los transeúntes, por ejemplo sobre el lema de la escuela "Draco dormiens nunquam titillandus", y cuando se cruza con algún pelirrojo, murmura "another Weasley" =)

The Wizarding World of Harry Potter es un lugar ineludible para todo fan de HP. Es la materialización de un sueño colectivo, iniciado por una escritora en un tren, hace ya unos 15 años.

No existe otro lugar así.

Your pictures and fotos in a slideshow on MySpace, eBay, Facebook or your website!view all pictures of this slideshow

viernes, julio 23, 2010

Crítica: Inception

"It does not do to dwell on dreams, Harry, and forget to live." - Harry Potter and the Philosopher's Stone

De la mente de Christopher Nolan, surge esta película que se maneja en el límite entre la conciencia y el inconsciente.

Obligatorias son las comparaciones con "The Matrix", esa dicotomía entre las realidades, la realidad pura y las alternativas.

Acá Nolan construye un thriller que se desarrolla entre mundos imposibles de la mente. El efecto, en lo visual y lo auditivo, es simplemente espectacular. La fotografía de "Inception" es maravillosa y la música cautivante.

Pero no se trata sólo de escenas atractivas. La película cuenta con un elenco muy sólido, con Leonardo Di Caprio a la cabeza, confirmando que es uno de los mejores actores de su generación.

Este thriller (más que nunca) psicológico, tiene un ritmo atrapante, en el que las casi dos horas y media se pasan casi volando, una banda sonora ominosa, y capas, varias capas entre lo racional y lo emotivo, que hacen un film complejo, pero sin disertaciones filosóficas grandilocuentes, ni moralinas tecnológicas.

Se trata de mente y emociones (quizá la misma cosa, en definitiva), que gobiernan los destinos de los personajes y se reflejan en ellos y el mundo, los mundos, que los rodean.

Uno de los aspectos interesantes de la película es la de la lectura de los sueños, desde un punto de vista lejano a lo onírico. La construcción de Nolan parte de la base de la realidad de los sueños (y sobre todo cómo el soñador la lee). El mundo de los sueños, en esta película, tiene arquitectos, que determinan su estructura y límites, y es la percepción del soñador, que toma lo que ve como real, que respalda esas construcciones.

Así, se permite mantenerse dentro de un plano cercano a la realidad conocida, para salirse sólo cuando lo amerita el desarrollo dramático. Quizás haya quienes lo vean como una oportunidad perdida, pero el director no pretendía un film poético-onírico, sino algo distinto. La realidad diseñada, encaja perfectamente en esa idea.

Un ejercicio de imaginación fascinante. Una construcción de un gran arquitecto. Una película para ver y analizar una y otra vez.

Imperdible

[****1/2 / *****]

viernes, julio 09, 2010

Vacas!!!

Y sí. Tanto laburar, tanto laburar, uno se merece un descansito cada tanto, ¿no?

A pesar que este año cambiaron la fecha de las vacaciones de julio (las adelantaron mucho), yo decidí ir en contra de la corriente y comenzar mis vacaciones cuando los demás están volviendo.

Así como Andrea se fue hace unos días y ya volvió (estamos esperando que nos cuentes!), me toca a mí despedirme por unas semanas (iba a poner "semanitas", pero espero que se hagan largas, no cortas).

Por lo pronto, 10denoviembre probablemente quede sin actualizar, así que tienen tiempo para recorrerlo a fondo y disfrutar todo lo que tiene para ofrecerles (¿?).

¡En unas semanas nos vemos!


P.D.: vayan a ver Toy Story 3, Karate Kid y Criatura de la noche.

miércoles, julio 07, 2010

Ganamos!

Pensar que si hace un mes nos hubieran dicho que estaríamos entre los cuatro mejores, no lo hubiésemos creído...

No me quiero detener demasiado en el tema del fútbol. No soy el más capacitado para opinar, pero lo que se dio en las últimas semanas fue algo más que táctica y técnica.

Tampoco quiero ser hipócrita. Hace unos dos años, casi me negaba a ver partidos de las eliminatorias. No me gusta ver que los equipos que apoyo no jueguen a ganar. Eso pasó. Búsquenlo. Están los videos.

Pero algo cambió. Eso es indiscutible.

Hoy terminé un poco triste, es inevitable, pero lo que pasó el viernes 2 en el partido contra Ghana fue algo único, algo que se da cada 60 años. Pocas veces me pasó de volver a ver repeticiones de un gol y emocionarme al borde de las lágrimas.

No nos engañemos. No fuimos los mejores del campeonato, y sí, quizás hubo alguna jugada dudosa y algo tendencioso en el arbitraje del partido contra Holanda, pero ellos jugaron mejor que nosotros. Y sin embargo, terminaron pidiendo la hora. ¿Por qué? Por el espíritu, la garra que le metieron los jugadores uruguayos, por no bajar nunca los brazos y no dar por perdido nada.

Lo importante no fue el fútbol como técnica, lo importante fue el corazón, y eso es lo que más tuvo eco en la gente. Gente que festejó en las calles, que lloró de felicidad (y ahora también de tristeza) porque hubo una verdadera comunión.

Quizás los uruguayos no pidamos a nuestra selección que juegue muy bien, pero le pedimos que dé todo lo que tiene. Y eso hicieron.

No tengo dudas que el lunes 12, la selección va a ser recibida por una multitud que los va a ovacionar. Yo no voy a estar. Trataré de verlo por la tele.

Lo que tenemos que haber aprendido de todo esto es que luchando, dando todo, entregándose 100%, quizá no se llegue a lo más alto, pero se gana igual.

El éxito no es sólo salir primero.

viernes, julio 02, 2010

Poster Harry Potter and the Deathly Hallows

Sí, escuché algo de un partido y no sé qué de una mano y un loco... ;)

Pero el mundo sigue, y hay otras cosas que también son importantes. Una de ellas, claramente, el primer poster de HP7.

Absolutamente impresionante y ominoso, a ver qué piensan ustedes.


Ah, además, tenemos que tomar en cuenta esta comparación con el de la primera película...

El círculo se cierra, la saga de Harry Potter se termina... :S

Quizás también te interese...

Related Posts with Thumbnails